¿Por qué apostar por un negocio de glamping en entornos rurales?

El glamping o un alojamiento rural, es una forma emergente y popular de turismo que combina la naturaleza y la comodidad para ofrecer a los viajeros una experiencia única y memorable.

Montar un negocio de glamping puede ser una excelente oportunidad para los emprendedores que buscan combinar su pasión por la naturaleza y el turismo con una inversión rentable.

Además, el negocio de glamping está en crecimiento y hay una demanda cada vez mayor por parte de los viajeros que buscan una experiencia más auténtica y alejada de los hoteles convencionales.

Ofreciendo opciones como alojamientos únicos, cabañas lujosas, tiendas de campaña y carpas equipadas, un negocio de glamping puede brindar una experiencia única y diferenciada que atraiga a un público diverso y le permita sobresalir en un mercado altamente competitivo.

Además, el negocio de glamping brinda a los emprendedores la flexibilidad de ofrecer opciones personalizadas y servicios adicionales para satisfacer las necesidades y preferencias de sus clientes.

También pueden aprovechar la oportunidad de utilizar el marketing y las redes sociales para aumentar la visibilidad de su negocio y atraer a un público más amplio.

Montar un negocio de glamping puede ser una oportunidad emocionante y rentable para aquellos emprendedores que buscan ofrecer una experiencia de turismo única y diferenciada, y aprovechar el creciente interés y la demanda por esta forma de turismo.

El glamping es un nicho en crecimiento exponencial

1. Nicho en crecimiento: El turismo de experiencias al aire libre, como el glamping, está en aumento y es una tendencia popular en todo el mundo. Esto ofrece una oportunidad para un negocio innovador y único.

2. Experiencia única: El glamping ofrece a los clientes una experiencia de camping de lujo, con comodidades y servicios adicionales que no se encuentran en un camping tradicional. Esto puede atraer a una amplia gama de clientes, incluyendo a aquellos que disfrutan del camping pero buscan una opción más cómoda.

3. Ubicación privilegiada: Si se encuentra en una ubicación atractiva y accesible, con un entorno natural hermoso y atractivo, un negocio de glamping puede ser altamente demandado.

4. Alta tasa de ocupación: Los clientes están dispuestos a pagar precios premium por una experiencia de glamping de calidad, lo que puede resultar en una tasa de ocupación elevada y una rentabilidad sólida para el negocio.

5. Flexibilidad y escalabilidad: El glamping es un negocio escalable y flexible, lo que significa que puede ajustarse y crecer según la demanda y las necesidades del mercado.

En definitiva, montar un negocio de glamping puede ser una oportunidad emocionante y rentable para aquellos que buscan una oportunidad en el mercado de turismo de experiencias al aire libre y están dispuestos a invertir en una ubicación atractiva y en la creación de una experiencia única y cómoda para los clientes.

Adicionalmente, la curva de aprendizaje y los retos que implica un negocio de glamping son absolutamente enriquecedores, puesto que el emprendedor que decida este camino debe adquirir diversas habilidades para solventar todo tipo de desafíos.

El glamping ofrece una variedad de experiencias únicas que lo diferencian del camping tradicional y de una experiencia de hotel tradicional

1. Alojamiento de lujo: El glamping ofrece opciones de alojamiento más cómodas e innovadoras que un camping o un hotel; domos, carpas equipadas, yurtas, casas rodantes y vehículos, diseños extravagantes y temáticos y otros tipos de alojamientos únicos.

2. Comodidades adicionales: Los sitios de glamping suelen incluir comodidades adicionales como electricidad, agua corriente, baños privados, duchas, jacuzzi, sauna u otras comodidades que no se encuentran en un camping tradicional.

3. Entorno natural: El glamping ofrece a los clientes la oportunidad de disfrutar de un entorno natural hermoso y atractivo, como bosques, montañas, ríos y playas, mientras disfrutan de una experiencia cómoda, privada y muchas veces lujosa.

4. Actividades recreativas: Muchos sitios de glamping ofrecen actividades recreativas como senderismo y caminatas, escalada, rappel, kayak, pesca, cabalgatas y otras actividades que permiten a los clientes explorar y disfrutar de la naturaleza.

5. Desconectarse: El glamping ofrece a los clientes la oportunidad de desconectarse de la tecnología y la vida urbana y disfrutar de una experiencia relajante y rejuvenecedora en la natura

6. Conectarse: Así mismo, muchas opciones de glamping o alojamiento rural ofrecen la opción de cambiar el entorno laboral por uno con mejor vista y rodeado de naturaleza ofreciendo zonas Wi-Fi en habitaciones o zonas comunes.

Una tasa de ocupación alta no está garantizada per se, depende del trabajo y la calidad de las estrategias de marketing que se implementen

No se puede garantizar una alta ocupación en el negocio de glamping. La tasa de ocupación depende de muchos factores, incluyendo la ubicación, el tipo de alojamiento, la calidad de los servicios y la experiencia, la demanda local, la temporada y el mercadeo que se haga.

Es importante investigar y entender la demanda en el mercado local antes de invertir en un negocio de glamping.

Además, es fundamental tener una estrategia de marketing efectiva para atraer clientes y maximizar la tasa de ocupación.

Sin embargo, el glamping es un nicho en crecimiento con una demanda creciente, lo que puede aumentar las posibilidades de tener una tasa de ocupación alta si se hacen bien las cosas.

El éxito de un negocio de glamping

Como con cualquier negocio, el éxito del glamping depende de muchos factores, incluyendo la investigación y planificación adecuadas, la gestión efectiva y una estrategia de marketing sólida.

Si se invierte en una ubicación atractiva y se ofrecen servicios de alta calidad y experiencias únicas, el glamping puede ser un negocio rentable y sostenible.

Sin embargo, es importante considerar los costos asociados con la construcción y mantenimiento de las instalaciones, así como la necesidad de contratar personal capacitado y brindar un excelente servicio al cliente.

En resumen, el glamping puede ser un buen negocio si se investiga y planifica adecuadamente, se gestiona efectivamente y se ofrecen experiencias únicas y de alta calidad a los clientes.

Un negocio flexible

Cuando hablo de flexibilidad en el contexto del negocio de glamping, me refiero a la capacidad de un emprendedor para adaptarse a las preferencias y tendencias cambiantes de los clientes y del mercado.

Esto incluye la capacidad de ofrecer servicios y experiencias personalizadas, modificar la oferta para adaptarse a las demandas cambiantes y ser flexible en la gestión del negocio para mejorar la rentabilidad y el éxito a largo plazo.

No espere más para lanzarse y montar su negocio de glamping, es una alternativa divertida, permite la vida en el campo, es altamente rentable y permite escalar hasta donde lo permita su intención y ganas.

También le va a interesar de nuestro blog:

Escrito por:

Juan Pablo Camacho

Creador de la Escuela de Turismo Rural. Emprendedor rural y digital con 8+ años de experiencia en negocios de turismo rural y vida en el campo para citadinos.
Juan Pablo Camacho
CEO Escuela de Turismo Rural

Leave a comment